8 de febrero de 2006

Gracias, ministra Carmen Calvo

Por decir gilipolleces

"Hoy en día, cuando se habla de cultura, se habla de creación y de industria, una cosa sin la otra ya no existe"

"Si queremos que exista la creación debemos entender que hay que pagar ese trabajo"

Me encanta que la ministra intente buscar sistemas de remunerar a los artistas que se lo merecen y dar oportunidades a los que las necesitan, pero no estoy dispuesto a que se digan idioteces como que la cultura sin la industria no existe o que "haya que pagar" por ese trabajo, como si la cultura se hubiera mimetizado irremediablemente con el euro. Como si a partir de ahora los que salen de facultades de arte (nunca he encontrado a nadie ni nada que pueda "enseñar" arte, pero aparentemente algunas facultades creen que si que saben) tuvieran que echar curriculums directamente a las empresas para empezar a producir cultura (como si fuera una fábrica, como quería el Warhol)

Existe una amplia variedad de movimientos culturales que tienen precisamente como una de sus bases estar en contra de la "industria", por sacar una razón para rebatir a la ministra. Supongo que lo que es la cultura pop estará a su favor, por supuesto. En palabras de Andy Warhol, el "artista" que nos deleitó con el profundísimo significado - hay que fastidiarse - de decenas de latas de sopa repetidas, Hacer dinero es Arte, y trabajar es Arte, y un buen negocio es el mejor Arte posible

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada