12 de octubre de 2007

Atacan a Red Hat y Novell con patentes

La empresa IP Innovation ha denunciado a Red Hat y Novell el día 9 de Octubre por un asunto de patentes. Resalto la fecha, porque es exactamente el mismo día en que Ballmer retomó su argumento, sin venir a cuento, de que los clientes de Red Hat iban a tener que pagar tarde o temprano el estar utilizando Propiedad Intelectual de Microsoft. Esto antes de que saliera esta denuncia, que ha salido hoy. Ballmer parece Dios: La realidad se readapta para que sus predicciones se cumplan (excepto cuando se trata del iPhone o de la economía Web 2.0).

Asi a primera vista podría parecer que soy un paranoico que trata de poner a Microsoft como la sombra detrás de esta denuncia. He de admitir avergonzado de que me encantan las teorías de conspiración, pero solamente cuando tienen algo de fundamento, no como la del 11M. ¿La tiene este caso? Pues parece ser que el día 1 de este mes de Octubre, Acacia, la empresa matriz de IP Innovation, contrató a Brad Brunell, que había sido hasta ese momento General Manager del departamento de licencias de IP de Microsoft. O sea, que si, que hay materia para ser paranoico, y aunque me abstengo de momento, coincido con Mary Joo Foley en que parece dificil creer que Ballmer no sabía nada de este caso.

Volviendo a la denuncia, ha sido tramitada en Texas. Texas es el estado donde van la mayoría de empresas que quieren montar juicios por temas de patentes, porque allí es más fácil que la justicia les de la razón. En cuanto a IP Innovation, se trata de una de esas empresas que se dedican exclusivamente a coleccionar patentes para luego denunciar a empresas que las infringen, y cobrar licencias a las empresas que no quieren ser denunciadas. Se trata del modo de ver este mundo por los neoliberales: Las ideas se convierten en algo tangible para de ese modo pasar a ser un producto en forma de patente que se compra, se vende, se licencia, como un producto normal y corriente. De ese modo las ideas pasan a ser materia de intercambio en el libre mercado capitalista, el cual solamente ha de traernos beneficios.

La patente en si por la que han sido denunciadas tanto Novell Como Red Hat es la patente 5,072,412. Es una de esas patentes absurdas, no está muy claro que patenta, pero parece ser o bien los escritorios virtuales (lo cual sería sorprendente, porque Microsoft tambien los había patentado), o los escritorios que son más grandes que la pantalla (una capacidad presente en X.org). La patente fue asignada a Xerox en 1991, e IP Innovation probablemente la ha comprado. En cualquier caso es una idea absurda, que no debería ser patentable, pero ahí está la patente y ahí está la denuncia.

La pregunta que falta supongo que es: ¿Tiene IP Innovation capacidad de ganar este caso? Yo no lo descarto, aunque lo veo dificil. Últimamente está muy de moda en EEUU el tema de la renovación del sistema de patentes de software, y algunos jueces se han aficionado, cuando les llega a las manos un caso de estos, a comprobar si la patente es absurda e invalidarla directamente, y probablemente sea una opción para los abogados de Red Hat y Novell. Si no lo consiguen, puede intentar tirar de prior art, es decir, de implementaciones de la idea anteriores a la patente, que les hay. Es decir, parece dificil creer que IP Innovations vaya a ganar. Pero sea cual sea el resultado, está claro que estamos ante SCO II, como dicen en Groklaw. Primero fue con el copyright, ahora es con las patentes. Al igual que a SCO, a IP Innovation le interesa claramente una sola cosa: dinero, pero Red Hat y Novell se juegan el dar imagen a la industria de que, al contrario de lo que dice Ballmer, Linux no tiene problemas con las patentes. Pero Microsoft con toda seguridad desea que IP Innovations gane este juicio, porque confirmaría lo que su CEO Ballmer danza diciendo por ahí (si, he escrito 'danza') y de esa manera conseguir que un buen número de clientes de Red Hat y Novell se asusten, lo cual no hace sino reforzar la teoría conspiratoria.

Hay quien apunta a www.openinventionnetwork.com como una solución ante este caso: OIN es una especie de alianza de patentes de empresas que trabajan con Linux, donde no solo se incluyen Red Hat y Novell, sino IBM y Google y otros. Hay quien defiende, como digo, que nadie trataría de meterse con unas empresas que gozan del respaldo de IBM en este tema. Pero hay que tener una cosa en cuenta: IP Innovation es una empresa de IP, no tiene productos. Eso quiere decir que IBM no puede "atacar" a IP Innovation amenazándoles con una de sus patentes, porque IP Innovations no infringe ni puede infringir ninguna patente (es parte de su estrategia de negocio) puesto que no posee legalmente ni una sola línea de código. IBM tan solo podría aportar recursos en forma de abogados, recursos que Red Hat y Novell no necesitan. No queda otra opción que esperar al juicio, porque Red Hat y Novell no van a llegar a un acuerdo monetario para evitar el juicio, como hizo Apple con esta misma empresa. Tendremos por tanto un sustituto digno de la comedia de SCO.

1 comentario:

  1. Anónimo1:19 a. m.

    Entrada interesante, parece ser que MS no ceja en su empeño de dar el coñazo a través de títeres cada vez más sofisticados.

    Sólo una puntualización. El liberal está a favor del libre mercado, es decir la competencia que tan buenos resultados trae. Las patentes son un derecho a explotar un monopolio temporal con el aval del Estado y la Ley, que son quienes garantizan ese estatus. Así que un liberal de verdad estará en contra de las patentes, y si está a favor, será con patentes de corta duración.

    ResponderEliminar