21 de noviembre de 2009

Fedora, yo te saludo

Para que vean que este blog tiene dignidad, voy a renunciar a hablar de la nueva distro de cierto buscador para escribir en su lugar de mi paso a Fedora. Hace 3 años casi exactos que me pasé de Debian a Ubuntu, y ahora repito la historia con otro nombre. No mencionaré el fugaz paso del tiempo, prefiero regocijarme en el avance del progreso.

¿Por qué cambiar? Llevaba ya algún tiempo con la intención. En Fedora colaboran muchos de los trabajadores de Red Hat (y los que no colaboran la usan activamente y mandan parches a través de sus colegas), lo cual significa que varios de los más importantes programadores de software libre mantienen en ella paquetes de su propio software. Ubuntu no es que carezca de personalidades que hagan cosas importantes (pensemos, por ejemplo, en el magnífico upstart), pero no hay tantos como en Red Hat/Fedora, ni de lejos.

Eso marca diferencias. Fedora suele usar versiones muy nuevas de software e incluye features que nadie ha incluido antes; a veces incluyen cosas antes de que sean incluidas en upstream (por ejemplo, mejoras de rendimiento de qemu/kvm que me apetecía mucho probar), pero el mantenedor que te está metiendo esas cosas es el mismo programador que mantiene el código en el proyecto original. Quiero decir que no es lo mismo que usar Debian unstable, donde lo hay una serie de empaquetadores que toman snapshots de un repositorio, y que si se encuentran con un bug serio tienen que esperar a que aparezca un parche en upstream. En Fedora hay menos intermediarios, por decirlo de alguna forma, y como los Red Hateros que colaboran en el proyecto trabajan a sueldo la distro está muy, muy bien atendida y las versiones estables no son en realidad menos estables que cualquiera de Ubuntu, a juzgar por lo que estoy viendo. Aunque hay un detalle importante en esto: Fedora suele centrarse más en el software "base": kernel, gcc, libc, etc; mientras que Ubuntu se centra más en el software del escritorio.

Una vez explicados los motivos, vayamos a las experiencias.

En primer lugar, he aprovechado para pasarme a Btrfs, uno no puede pasarse el santo día hablando de algo y no tragárselo él mismo. Solo mantengo /home y /boot en Ext4, asi que excepto en caso de actualizaciones y uso cotidiano de /tmp/ y /var mi sistema Btrfs se dedica solo a leer datos, que es una función sobradamente sólida para ser usada a diario, y aun si lo usara tambien para /home dudo que tuviera problemas porque está empezando a estar maduro (en 2.6.33 va a ser considerado suficientemente estable para empezar a adoptarlo).

En general, Fedora da la impresión -y digo impresión, porque no se como describir la sensación- de tener peor integración final que Ubuntu, algo comprensible ya que Canonical pone todo su empeño en facilitar las cosas fundamentalmente a los usuarios sin muchos conocimientos, mientras que Fedora parece estar más orientada, por decirlo así, al usuario de Linux que no quiere complicarse la vida pero sabe por dónde se anda. Haciendo analogías con hardware, Fedora es una distro "workstation" -se nota que está hecho por gente que trabaja fundamentalmente en servidores- mientras que Ubuntu es "desktop".

Estas diferencias se notan en cosas puntuales como el acceso a privilegios de root. Fedora sigue teniendo el usuario root con contraseña propia. ¡Y los usuarios normales no pueden utilizar sudo por defecto! Puede que sea apropiado para servidores, pero para el escritorio de una persona creo que el modo de hacer de Ubuntu es suficiente y es mucho más comodo.

Otro aspecto es en la gestión de software: La eterna rivalidad deb vs rpm. Aunque en un principio he notado muchas diferencias, a la hora de la verdad uno se da cuenta de que son meros detallitos, los principios básicos son los mismos. Eso si, yum consume demasiados recursos y, en general, APT y sus repositorios parecen estar mejor organizados. Una cosa que me gustó mucho en Fedora, y quizás sea el segundo factor que más me impulso a cambiar a Fedora, fue la descarga "diferencial" de paquetes (Presto), activada por defecto en esta versión. Nada más instalarlo tenía ya unas cuantas actualizaciones, pero Presto me redujo su tamaño drásticamente, véase este mensaje informativo: "Presto reduced the update size by 84% (from 54 M to 8.9 M)".

Lo que más problemas me dió fue SELinux. Decidí usar mi ex sistema Ubuntu como /home. Mi antiguo $HOME quedaba por tanto en /home/home/usuario/, y, para usarlo cómodamente tambien en Fedora, decidí hacer un enlace simbólico de /home/usuario a /home/home/usuario, así si tenía que volver a Ubuntu por alguna razón, podía hacerlo con tan solo cambiar un parámetro en grub y borrar el enlace simbólico. Esto, que en apariencia parece algo sencillito, resultó ser lo más complicado de hacer, casi un infierno. A pesar de estar los permisos correctos y el enlace simbólico funcionar sin problemas, y a pesar de haber usado chmod -R para cambiar la id de propietario de todos los archivos, resulta que las cosas no tenían el "contexto adecuado", y a pesar de que el enlace era correctísimo, KDM no tenía permiso para acceder al directorio. Sabía cual era el problema, me prefiguraba en la mente como tenían que quedar las cosas una vez solucionadas, pero llegar a dar con los pasos necesarios para arreglarlo fue costosísimo. Me sentí como un novato que llega a Unix por primera vez. Lo peor es que, en realidad, SELinux no es tan complicado: lo peor fue la falta de documentación clara, la ausencia de mensajes de error en comandos que fallaban, y cosas así.

Tuve tentaciones de rearrancar con el parametro "selinux=off", que me hubiera solucionado todos los problemas, pero no lo hice y me alegro, he de decir que estoy encantado con el sistema: cada vez que se produce una falta aparece un popup en el escritorio informandome con detalle del problema y de las posibles soluciones. Pero es cierto que SELinux tiene la gran desventaja de que uno no puede usar un sistema con ello y olvidarse. No es algo transparente, que funcione al margen sin meterse con nadie, al contrario, está presente, se pone en medio a veces, y tienes que convivir con ello, conocer las herramientas más o menos tan bien como los comandos típicos de Unix, y enfrentarte a algún problema de vez en cuando y saber arreglarlo.

La última queja que tengo sobre Fedora es el legal. Bien es sabido que ni Fedora ni Red Hat compilan soporte de NTFS, ni Wine, ni MP3, ni DVD, ni muchos codecs de video, por el riesgo de ser denunciados por infracción de patentes. Son muy estrictos con este tema, y, en mi opinión, hacen bien. Sin embargo, una de estas restricciones afecta a freetype, la librería que hace el antialiasing de las fuentes, varias de las técnicas que se necesitan para renderizar decentemente las fuentes están patentadas, y Fedora las desabilita. En consecuencia, las fuentes en fedora son por defecto horribles. Inusables. Me fastidió mucho que no se ofreciera una solución fácil, o algún paquete alternativo, en Ubuntu se ha facilitado mucho el instalar software propietario e incluso semi-ilegal, y los usuarios lo agradecen, en Fedora no hacen ningún esfuerzo para facilitar nada. Ni tan siquiera tienenmucha documentación para resolverlo. Uno se encuentra con que Amarok empieza a saltar de canción en canción a toda velocidad, sin emitir ningún sonido por los altavoces, y al principio te preguntas si será algún problema de sonido o qué carajo pasará, hasta que recuerdas -porque ya lo sabías antes, sino de qué- el tema de las patentes y googleas hasta dar con una solución. La solución es recurrir a los magníficos repositorios rpmfusion, donde tienen soporte de MP3, DVD e infinidad de codecs, y, por supuesto, una versión de freetype sin las restricciones que tiene Fedora, que mejora la calidad del escritorio una auténtica barbaridad. Más incluso que en Ubuntu, jamás he tenido unas fuentes de tanta calidad en un sistema Linux con tamaños tan grandes (consejo: si quieren hacerse un favor suban un par de puntos el tamaño de sus fuentes y pásense así varios días, comprobarán que las fuentes grandes son agradabilísimas y muy recomendables y que las pequeñas son inaguantables)

Creo que aparte de estas no tengo más quejas, el resto va fenomenal: por alguna razón incluyen un driver Intel notoriamente más veloz que el que tenía en Ubuntu, Btrfs vuela e incluso hace que el disco duro tenga un sonido distinto al habitual y que parece más agradable (caprichos de músico). Se podría decir que en general Fedora es una distro que requiere algunos retoques nada más instalarla pero, una vez hechos, lo cierto es que el resultado me agrada más que mi antigua Ubuntu.

40 comentarios:

  1. Personalmente, odio el sistema de paquetes de Fedora. Me parece muy lento.

    ResponderEliminar
  2. "...lo peor fue la falta de documentación clara, la ausencia de mensajes de error en comandos que fallaban, y cosas así."

    Cuando Salió Fedora 10, intenté pasarme (inclusive, está escrito en mi blog xDD http://eru-cool.blogspot.com/2009/02/ubuntu-fedora-debian-xubuntu.html ).

    Pero precisamente el que no hay documentación en la forma que la comunidad de Ubuntu ya nos tienen acostumbrados (sumándole que no llevaba mucho con Linux), me hizo desanimarme con la distro.

    Buen articulo ;D
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  3. Je! Pues mira yo, paso de tener otra distro más que Debian. Hasta hoy en día, tengo Debian Sid, y ningún problema, ;-)

    ResponderEliminar
  4. El verdadero espíritu geek, no conformarse con la distro de siempre, si no descubrir cosas nuevas, arriesgarse, adaptarse, etc
    Me quito el sombrero ante usted señor Calleja.

    ResponderEliminar
  5. Yo he probado muchas distros... Y la verdad es que como debian ninguna, y eso que ahora mismo tengo un OpenSUSE 11.2...

    Use Fedora hace un tiempo y no me parececió la panacea, asi que unido a mis reticencias (injustificadas, eso si) por Gnome, hace el resto :)

    ResponderEliminar
  6. Anónimo11:30 p. m.

    Linux se trata de elecciones pero esto es ridiculo.

    A mi me sucede a menudo. X distro tiene una caracteristica que me encanta, pero Y tiene otra caracteristica que X no tiene y tambien me interesa. Debo elegir entre distro X o Y, por que a los devs se les ocurre que es mejor crear algo que arreglar algo.

    En este caso, David tuviste que elegir entre Fedora y Ubuntu, pero no me parece que exista alguna restriccion para que no pudiera haber existido una distro que tenga las caracteristicas de las dos, solo que por falta de colaboracion y la falta de una estandarizacion entre las distribuciones ahora usted se esta quejando de caracteristicas que existen en Linux, pero no en Fedora. Ironico.

    ResponderEliminar
  7. Anónimo1:58 a. m.

    Como buen debianero, quería puntualizar que en Debian también existe una herramienta para optimizar la descarga y actualización de paquetes binarios. Se trata de debdelta, que descargar paquetes binarios diferenciales respecto a otro paquete que ya tengas descargado en tu sistema.

    Es _muy_ rápido, aunque todavía le queda un poco de recorrido para que tenga el estatus de oficial, es decir, repositorios oficiales mantenidos por Debian.

    Por lo que dices de Presto, puede que todavía no tenga el mismo "acabado", pero funcionalmente debería ser muy similar.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Yo probé muchas cuando no aún era un padawan.

    Al final con la que adquirí unos conocimientos sólidos del sistema fue con Debian. Que le debo mucho, pero llegó un punto cuando ya aprendí, que hice de trotamundos por las diferentes distribuciones para ver si habia algo mejor y quedarmelo.

    Probé Gentoo que escuché maravillas pero es una distribución con delay. Si quieres instalar lo que sea, por minusculo que sea, hay que esperar varios minutos o incluso horas.

    Por último probé Archlinux y con esta me quedé. Tiene todo lo que un usuario avanzado necesita. Muchisimo paquete a la última, una buena comunidad, buena documentación (simplemente con pasarse por su wiki marea), da muchísimas facilidades para instalar software desde codigo fuente(que esto es un contra en practicamente todas las distros). Sí a Archlinux hay que cuidarla y preparala bien al principio pero una vez está dado ese paso, todo funciona sobre ruedas.

    ResponderEliminar
  9. ¿Y has probado últimamente alguna versión de Mandriva?
    Lo digo por que para mi, Mandriva tiene las ventajas de Fedora como "workstation" y las de Ubuntu como "desktop".

    ResponderEliminar
  10. Personalmente tengo actualmente la Fedora en el portatil y una Suse en el sobremesa. Y mi opinión es que la Fedora la veo muy buena en cuanto tecnología, pero tiene detalles que son un poco irritantes (entre ellos el SElinux).

    Esas pequeñas cosas son las que hacen que mi distro principal sea la Suse, dado que me parece la más equilibrada de todas.

    ResponderEliminar
  11. Lo cierto es que una de las cosas que más fastiida al usuario de ordenadores es el cambiar de software, sea una aplicación de bloc de notas o el sistema operativo, por simple inercia. Aunque te vaya fatal, la costumbre hace que uno sea muy reticente a cambiar de programa para realizar cierta tarea.

    En el caso de desktop, yo estuve usando GNOME durante mucho tiempo a pesar de estar totalmente molesto e incómodo con la falta de avance del escritorio durante años, viendo como KDE tenia un montón de cosas que en GNOME estaban en pañales o simplemente no estaban.

    Con la distro me pasó algo parecido. Usaba debian, luego ubuntu (porque era debian "bonito") y estuve trasteando con un gran número de distros entre las que Fedora me resultó la "mejor" para el usuario avanzado de Linux por algunos de los motivos que pones en el post. Realmente avanza muy rápido e integran nuevas tecnologías que luego se estandarizan en el resto de distros. Cuentas con una comunidad que tiene comunicación directa con los desarrolladores de la distro y de gran parte del software base del sistema, cosa que en otras distros no pasa.

    Yum es lento, cierto (aunque han mejorado una barbaridad en ese aspecto, te lo puedo asegurar, hace años era insufrible, ahora simplemente es pesado). Además puedes instalar y utilziar facilmente apt-rpm y otros gestores de paquetes de rpm estándar con repositorios de fedora preparados para ello (muchos) y tienes mucha libertad a la hora de elegir esas herramientas, cosa que en otras distros, y yo hablo principalmente por mi experiencia en las basadas en Debian, no funciona nada bien.

    Software actualizado, nuevas tecnologias, etc... Fedora me parece la mejor para cacharrear hoy en dia y al mismo tiempo tener una base más o menos estable con software de escritorio moderno. Aun y todo, evidentemente no es una distro para el gran público al que se enfoca Ubuntu.

    ResponderEliminar
  12. Prueba a usar SELinux en modo permisivo, al menos hasta que limes todas las dificultades. Es cierto que require atención constante, porque está metido en todo, pero es una capa de seguridad extra muy útil y además los mensajes te dicen como corregir los problemas.

    ResponderEliminar
  13. Anónimo1:59 a. m.

    Cada version vuelvo a probar Fedora, pero por cada ventaja veo diez inconvenientes, al igual que Diego, lo que no se es porque despues de dejar claro esto ha terminado cambiando.

    ResponderEliminar
  14. No soy usuario avanzado ni informático aunque suelo intentar (y casi siempre conseguir) solucionar los problemas con mi sistema. Me inicié con Debian y con ella estuve durante 3 años. En lo que llevamos de año estoy con Ubuntu por alguna de las razones (es más fácil tener listo el escritorio y tiene algunas de las bondades de Debian) que aquí se han dicho. Ello no obstante, me gusta probar otras cosas. En las últimas semanas se han lanzado versiones de todas las distros importantes, y las he probado; no soy ningún "talibán" de nada y creo que más allá de cualquier consideración general prima la particular de adaptación personal de uno (y esto vale también para el entorno gráfico). En fin, en mi caso, la mayor diferencia pesa en el soporte de la comunidad. De usuarios ubuntu y blogs con temática ubuntu está poblada la red; de Debian, con pasar por esdebian.org se tiene suficiente información. Pero en Fedora no es lo mismo. Yo planteé una cuestión hace 4 días (www.fedora-es.com/node/8625) y aún no he tenido respuesta; pero es que el foro en general está lleno de preguntas con cero respuestas (www.fedora-es.com/foro/17). Para mí esta es una razón fundamental para no usar una distro.

    ResponderEliminar
  15. yo uso Fedora desde que existe (y usaba Red Hat antes) asique ya soy fanatico, por todas sus virtudes y sus minimos defectos.
    aporto aqui mis años de experiencia:
    - en la facu: Fedora es muy facil de configurar para probar las locuras que te piden en trabajos practicos. los system-config-* son geniales y te ahorran infinidad de problemas. eh visto como mis compañeros sufren horrores con los *buntu. y encima se matan tipeando "sudo" por cada cosa que hacen.
    - en casa: Fedora tiene un aspecto muy cuidado y agradable, especialmente el KDE. y los programadores nocturnos queremos algo que funcione bien de una y despues no de problemas, y Fedora lo logra. muchas veces necesito alguna aplicacion muy especifica para hacer alguna tarea loca y me sorprendo al encontrarla ya incluida en Fedora. ustedes diran "y si nunca la uso que? ocupa espacio sin razon", bueno y tus mp3 tambien. lo cierto es que el casco te molesta hasta que tenes un accidente y agradeces haberlo tenido desde un principio.
    - en el trabajo: Fedora sobresale en estabilidad. muchas veces me dicen que la ultima version de un paquete ya esta en otras distros y no en Fedora, pero yo se que estara cuando sea aprobada y sepamos que no va a explotar todo. he visto como mis compañeros sufren por haber puesto ubuntu y sufren mas cuando les recuerdo haberles ofrecido Fedora. es muy cierto que Fedora es para workstation y ubuntu para desktop y gracias que lo dijiste vos Calleja porque a mi nunca me creyeron.

    finalmente y como dice un amigo "cada quien reina en su trasero" asique espero que no me crean y lo vean por ustedes mismos.

    Saludos

    ResponderEliminar
  16. Anónimo4:56 p. m.

    puras patrañas

    ResponderEliminar
  17. Yo hice el mismo camino pero hace ya seis meses, cuando salió Fedora 11, y también estoy muy contento con el cambio. Hecho en falta que le pongán un poco más de atención a KDE pero, a fin de cuentas, para los de Canonical también es el segundo plato. Cuando afinen una distro a medida para los netbooks me harán feliz ya del todo.

    ResponderEliminar
  18. Anónimo4:42 p. m.

    Vaya tela... Tras un vistazo rápido el artículo prometía, empiezo a leer y me topo con esto:

    "Para que vean que este blog tiene dignidad, voy a renunciar a hablar de la nueva distro de cierto buscador para escribir en su lugar de mi paso a Fedora."

    Venga, suerte con tu lucha contra el mundo.

    ResponderEliminar
  19. Anónimo5:48 p. m.

    Cuando leo que el sistema de paquetes de fedora, los rpm o yum son lentos, me parto a reir.
    La velocidad de yum en esta última versión es comparable a la de apt, y en mi opinión es mejor resolviendo dependencias.
    Pero claro, "lo guay" es usar debian o un derivado, usar algo con rpms es "de nenas".

    ResponderEliminar
  20. Sigue estando todo muy muy verde.

    Windows lo instalas en un plís y lo tienes todo funcionando. ¿Quieres un programa? Te lo bajas y te lo instalas, no hace falta que esté en ningún repositorio de software, ni tienes que pensar en si va a tener absurdas dependencias entre versiones incompatibles de librerías, ni te vas a tener que reinstalar el sistema operativo cada seis meses para poder usar nuevas versiones de tus programas, ni vas a tener que compilar jamás nada.

    Mientras que estén "esos pequeños detalles", con los que GNU/Linux lleva décadas y no tiene ningún viso de mejora, seguiremos siendo un reducto insignificante de usuarios para el escritorio. A mi, como informático, me encanta el poder cacharrear con el, pero ni mi novia ni mis amigos ni mi familia pueden sobrevivir más de una semana ni con Ubuntu, ni con Fedora, ni con Suse y ni mucho menos hablemos de gentoos o debianes. ¿Por qué? Porque en cuanto quieren algo que no está en el repositorio, ya no tienen manera de instalar nada facilmente.

    Mejorar esos detalles sí que sería una gran noticia.

    ResponderEliminar
  21. Anónimo8:30 p. m.

    En menos de 1 mes probe casi todas las distro y me quede con linux mint... tengo una coleccion irremplazable de musica y esta me dio la facilidad de montar las unidades ntfs, sin tener que instalar ninguna aplicacion.

    ResponderEliminar
  22. Notarás más cosas con el tiempo, más que lo que se ve en la superficie (cuando desinstales cosas y yum no se lleve las dependencias, verás; o cuando hagas un upgrade de una release a la siguiente).

    En mi opinión Ubuntu tiene mejor acabado y destaca en muchas más cosas que Fedora (y no digo que Fedora no destaque).

    Lo que me hizo cambiar de Ubuntu a Fedora fue la gestión que tiene de la comunidad. Me parece mejor, y el resto se puede corregir con relativa facilidad (yum en Fedora 12 lleva comando 'history', algo se mueve :D).

    ResponderEliminar
  23. Utilizo Fedora para trabajar desde hace años ( desde Red Hat 9 ) y estoy encantado.

    ResponderEliminar
  24. Anónimo12:18 a. m.

    El problema de Fedora es que sus releases solo duran con soporte el tiempo que tarda en salir la siguiente, esto es, 6 meses.
    En su momento salió el FedoraLegacy para mantener un soporte mínimo durante algún tiempo más, pero cerró.
    Ubuntu tiene soporte, una fácil migración a la siguiente versión, versiones LTS (Long Term Support) cada 2 años y una versión Server que cada día es más soportada.

    Fedora no deja de ser el campo de pruebas de RedHat, de donde sacan cada varios años sus RH Enterprise... las cuales son de pago. Siempre tienes CentOS disponible, a dios gracias, eso sí.

    Pero en cualquier caso no es un entorno válido para empresa y mucho menos para servidores.

    Así pues, la opción más lógica a día de hoy, si no quieres meterte en zarandajas de pago, es tirar hacia Ubuntu / Ubuntu Server y jugar con versiones LTS.

    Fedora está bien como escritorio para early adopters y para colaborar activamente al desarrollo de RedHat, pero ahí queda todo.

    ResponderEliminar
  25. Al parecer estamos en época de cambios,
    desde que salio la 9.10 decidí cambiarme completamente a fedora. Ya había usado F10 pero no me pasé, creo que este es el momento.
    Saludos compañero y suerte en su cambio de SO.

    ResponderEliminar
  26. Lo que dices es del todo cierto. Red Hat es grande, Canonical pequeña. Yo, cuando estoy delante una distro RH/Fedora trabajo con la sensación de un SO bien hecho y, sobre todo, bien acabado.

    Pero el potencial de la paquetería debian y el hecho que la instalación de Fedora ya me dió problemas que, aunque supe resolver, me provocó un trabajo que no me lo provocó Ubuntu.

    Leo que Fedora está mal documentado, FALSO, pero si es cierto que el pequeño problema que no sale en los libros es más frecuente encontrar la solución e.n Ubuntu

    ResponderEliminar
  27. Anónimo10:41 a. m.

    Personalmente mi historia es inversa a la tuya. Mi primer Linux fue un Caldera (basado en RH) allá por el año 96 o 97, de esa distribución, patética a todas luces y usada fruto del entusiasmo juvenil, pasé a redhat, empecé en la 5 y luego me hice adepto a las .2, eran las más maduras y estables de cada rama. Así estuve en 6. y en 7.2. Luego llegó el fiasco de 8.0 y 9.0, y apareció Fedora. En Fedora pasé por 1, 3, 4, 6 y 7.

    Y estas transiciones fueron la historia de un paulatino desencanto. Fedora siempre me ha parecido una distro "incompleta", una distro que sirve como "campo de pruebas" para ideas que luego serán adoptadas ( o no ) por las distros comerciales de Red Hat. Una distro donde el soporte no "existe" más allá de los 6 o 7 meses que tiene de roadmap entre distro y distro. Una distro que no está pensada para servidores, ni para escritorios, sino un cajón desastre de pruebas y conceptos. Mala integración de escritorio, malos repositorios a menos que tires de 3rd party, el insufrible SELinux, que en comparación con AppArmor es un autentico suplicio, etc, etc.

    Total, en FC6 decidí que ya estaba bien de hacer el primo y de perder horas y horas en configurar algo que a los 6 meses ibas a tener que retocar y que en otras distribuciones es "coser y cantar".

    Conclusión: ahora bajo Linux, y después de una nueva decepción con FC7, sólo uso Ubuntu o CentOS. Ubuntu porque es una distro ideal para sistemas escritorio, fácil de configurar, amigable, con una integración entre componentes fantastica, etc, etc. La versión server tampoco me desagrada, principalmente las LTS, que te permiten un soporte continuo durante 5 años. En cuanto a CentOS, es lo que uso como entorno de desarrollo, para integraciones sobre clientes con RedHat.

    Pero bueno ... si eres una persona cuyo principal interés es "probar lo último", independientemente del nivel de madurez general de la distribución que uses, de su nivel de integración, y de depender de repositorios de terceros para obtener funcionalidades básicas de escritorio ... estoy de acuerdo que Fedora es más adecuada que Ubuntu.

    ResponderEliminar
  28. Anónimo11:28 a. m.

    Yo cambié de Ubuntu A Mandriva hace dos años, y todo como la seda. Probé Fedora un par de días en esos tiempos, y la verdad es que no me aclaré mucho. En Ubuntu, cada nueva versión tenía un nuevo problema, o me desconfiguraba algo que antes funcionaba (como el driver wifi, por ejemplo). En Mandriva, cada vez que instalo una nueva versión, me encuentro con un KDE cada vez más maduro, y por ejemplo, estoy jugando con el Smart Desktop de la última versión (integración strigi, tags, acciones relacionadas en el escritorio) y la verdad, una pasada. Ojo también a tener las carpetas en el escritorio, al posar el ratón sobre él, se abren las carpetas, archivos, etc.. ya no hace ni siquiera falta dolphin para navegar por tus carpetas. Para mí, aunque no tenga la comunidad de Ubuntu detrás, Mandriva es mi distro preferida de largo.

    ResponderEliminar
  29. Yo me fui de Ubuntu en la desastrosa 8.04 hacia openSUSE 11.1
    Ya conocía openSUSE 10.3 y 11.0, me dejarón buen sabor de boca y me lancé de lleno a la 11.1. Ahora estoy con la 11.2 y que maravilla señores.
    Decir que por todo este tiempo claro que he probado otras. Fedora, Mandriva, Mint, Debian, Ubuntu... y siempre he acabado volviendo a openSUSE. No me pregunteis porque me gusta, simplemente me gusta.

    ResponderEliminar
  30. Anónimo12:03 a. m.

    Mi experiencia con linux empezó hace mucho tiempo. Cuando finalmente decidí pasar de windows y centrarme en gnu/linux elegí debian, ya que era la que mejor prensa tenía, y para mi gusto con mucha razón. Debian es impresionantemente estable, pero su mayor virtud es también su mayor defecto: si quieres estar a la última debes usar sid o testing. En más de una ocasión tuve problemas serios por paquetes deb rotos y por eso, hará unos tres años pasé temporalmente a Ubuntu: reconozco que me gustó mucho, pero también reconozco que me hizo echar en falta la legendaria estabilidad de debian. Volví a debian stable, luego nuevamente a testing (sid sólo en paquetes puntuales, ya aprendí la lección ;-) ) y la verdad es que estuve encantado durante un tiempo, hasta que mi espíritu geek me llevó a tontear una vez más con fedora. Me enamoré de fedora: muy sencilla de usar para la mayor parte de las cosas, software a la última... y sigo con fedora :-)
    Yo recomendaría Ubuntu para alguien absolutamente nuevo a linux, y que después de trastear un poco en los entresijos más avanzados recomendaría el salto a fedora. Para un servidor sin lugar a dudas debian es la mejor con diferencia. Para escritorio, en mi opinión fedora es lo máximo.

    ResponderEliminar
  31. Anónimo3:37 a. m.

    Pues a mi, tanto para escritorio como para el Netbook, lo que mejor me vale es CrunchBang.

    Mi perfil: necesito estabilidad en un sistema que, una vez configurado, no casque con facilidad. Ademas, me viene de perlas que no consuma recursos, ya que alguna maquina antigua y el Netbook lo agradecen. Esta basada en Ubuntu.

    ResponderEliminar
  32. Yo tambíen he pasado de ubuntu a fedora. En la ultima actualización se me ocurrió poner gurb2. Total que el tema termino petando, y cascando el arranque. como que el usb de ubuntu ya lo había borrado, y vi este post, decidí probar fedora. (ya le tenñia ganas)... y exterminé la ubuntu que nunca terminava de estar ok! El cambio ha sido positivo. Todo funciona, y no se porque, pero tengo la sensación que el escritorio corre mas, va mejor!

    Si, es verdad, que terminada la instalación, he tenido que hacer bastantes cosas. Activar sudo. Codecs y demas de repositorio rpmfusion y otras cosas que citas, pero por ahora, funciona perfecto!
    El netbook es un aspireone.

    ResponderEliminar
  33. Para mi una sola palabra ArchLinux, por la velocidad de pacman y por la facilidad de compilar aplicaciones gracias a AUR.

    El único pero de ArchLinux, bueno te demoras un par de días en dejarlo ok, pero cuando ya lo tienes....

    ResponderEliminar
  34. yo igual opino que lo mio es ArchLinux, yo no me tarde mucho en tenerla a punto no mas de un par de horas, pero eso si bien personalizada con todo lo que necesito y nada mas, me encanta su rapidez y su gestor de paquetes pacman es lo mejor pero yo no digo que las demas no sirvan sino al contrario cada distro tiene su sabor y cada quien escoge lo que le gusta si eres muy geek pues te recluyes una semana entera a compilar e instalar tu gentoo jajaja o si sabes muy poco o te gusta todo facilito ps ahi esta ubuntu o mejor aun Mint que en 20 min ya tienes todito, eso es lo que me gusta de Gnu/Linux tienes de todo y escoges lo que se amolda a ti y si no pues te haces tu propia distro

    ResponderEliminar
  35. Receta para no tener que hacer multiples sudos en ubuntu cuanto tienes que hacer muchas cosas como super-usuario, desde una consola:

    #sudo bash
    o
    #sudo gnome-terminal

    De nada.

    ResponderEliminar
  36. Anónimo7:09 p. m.

    Pues yo me acabo de pasar a Fedora (utilizando la 11 en vez de la 12 ya que esta ultima no paraba de generarme bugs) y las sensaciones no son malas, velocidad estabilidad, sencillez y facilidad para configurar los servicios con los ficheros .conf, (en ubuntu u opensuse lian un poco el tema, bajo mi punto de vista) aun dudo un poco por el tema de que no quiero estar cada 6 meses cambiando el sistema operativo, o de si tendre soporte cuando pase este tiempo.. lo necesito como server y por lo menos 1 o 2 años..pero bueno, a ver que tal la experiencia.

    saludos

    ResponderEliminar
  37. Diego... Felicitaciones por el blog... y por el cambio de distro...!-)

    Fedora es un gran distribución... :D

    No tenia idea los problemas de patentes de Freetype, y ahora revisando la lista de correo de fedora me entero de una grata nocicia...

    Muchas de estas patentes caducaron, y fedora esta considerando activarlo por defecto..

    https://www.redhat.com/archives/fedora-devel-list/2009-December/msg00163.html

    Suerte!!

    ResponderEliminar
  38. Anónimo4:13 p. m.

    Desde mi opinión de modesto usuario de Linux a nivel de escritorio durante 11 años definitivamente me quedo con Fedora.

    Yo usé Mandriva durante 8 años y hace 3 me pasé a Fedora por las siguientes razones:

    Fedora me ofrece mejor gestión de procesos en KDE (no uso Gnome) que Mandriva, ya que no aparecen procesos zombies, que ralentizan el rendimiento de KDE, con el mismo equípo en Fedora y sí aparecían en Mandriva.

    Otra de las razones para cambiar a Fedora es el quisquilloso pero muy eficiente SELinux, que en Fedora me proporciona una mayor seguridad que la que tenía en Mandriva.

    Actualmente conservo Mandriva en mi portátil por ser la primera que usé, pero como PC de escritorio prefiero Fedora, a pesar de sus pequeños defectos que ya habéis comentado.

    Un cordial saludo.

    ResponderEliminar
  39. Anónimo11:24 p. m.

    "una versión de freetype sin las restricciones que tiene Fedora"

    a que fuentes te refieres, Diego?

    Saludos

    ResponderEliminar